28 enero 2007

El mundo sin Microsoft

Tras haber leído en diversos lugares esbozos de la verdadera historia de MS y asuntos afines, (ver enlace de un artículo recopilatorio: Verdades y mentiras de Microsoft) pensé en cómo sería el mundo si la madre de Bill Gates no hubiera conocido al entonces presidente de IBM. Eso, al parecer, es lo que hizo que la todopoderosa IBM accediera a las exigencias del joven Gates. La principal fue quedarse con la propiedad del DOS, el sistema operativo que llevaría el IBM PC (ordenador hecho de componentes baratos que no destacaba por su calidad), y dar a IBM únicamente la licencia, y no la propiedad como debía ser. Ese fue el punto de inflexión que hizo que el avance desenfrenado de la informática se viera frenado en seco.
Hay que ver como era el mundo entonces. Existían muchas marcas ensambladoras de ordenadores, y fabricantes de componentes variados. Unas se comerían a otras sin remedio, pero no al ritmo que se ha dado con la presencia de este jugador. Existían múltiples empresas de desarrollo de programas, algunas verdaderamente buenas. La mayoría de ellas fueron eliminadas, bien por compra directa (los fundadores de Microsoft ya eran ricos por familia), bien por tácticas monopólicas de dudosa legalidad. En aquel entonces, IBM era cuanto menos DIOS, y Microsoft se sentía a sus anchas con dicho "padrino".

El desarrollo de Internet fue totalmente abierto, estando los estándares disponibles para cualquiera sin tener que pagar, lo que hizo que este sector avanzara con la velocidad que lo ha hecho. Microsoft no lo vió venir, pero en cuanto echó mano, hace relativamente poco, ya teniendo un gran poder en la industria, hizo lo que en toda su historia: Romper y echar el freno. Por ejemplo, llevamos años con el estándar IPv6 disponible y seguimos con el IPv4. ¿Por qué? porque en windows y sólo en windows, de uso mayoritario, sólo puede usarse la versión 4. A no ser que te busques la vida para que funcione, con lo fácil que es windows... Sin nombrar los estándares que ha intentado cargarse y otros que lo ha hecho; para empezar ver el caso de "Internet Explorer". Simplemente el nombre ya fue para fastidiar. ¿Navegador? pues no, explorador, mareemos al personal. Y después, marearemos a los diseñadores.

¿Como sería el mundo?
Hace años, Unix reinaba en los grandes equipos. Existían sistemas operativos menores para microordenadores, como el CP/M, del que derivó el QDOS=MSDOS, el avanzado GEOS y otros específicos de cada marca de ordenador, hechos para un solo usuario, como los avanzados sistemas de Apple. Cuando más grande era el equipo, más tendía a Unix por necesidad. Se sabía que Unix era un buen sistema, tras tantos años de uso y mejora. Había varias versiones de Unix bastante poco compatibles, pero se creó un estándar para que todas pudieran ser compatibles.
Imaginemos. Tendríamos diversos fabricantes de procesadores de distintas arquitecturas, accesibles a cualquiera. Esas arquitecturas no se verían frenadas por la obligación de ser compatibles con el x86 de Intel (empresa beneficiada colateralmente por Microsoft que ha usado posteriormente tácticas similares), arquitectura bastante deficiente que seguimos arrastrando, y que va a quedar como única para el público general y pequeños servidores, viendo, entre otros, la decisión de Apple de adoptarla para sus nuevos mac. El éxito de unas sobre otras se basaría únicamente en la calidad, y seguramente habría mejores precios en general.

El hecho de tener diversas arquitecturas podría pensarse que es malo por el hecho de tener que desarrollar programas desde cero para cada una de ellas. No es así. Eso ocurría con los microordenadores, que no contaban con verdaderos sistemas operativos, tenían una memoria reducida y distintos dispositivos. La realidad es que, siguiendo con la tendencia de Unix, hubiéramos tenido distintos sistemas con los mismos programas, sin modificaciones importantes en su código fuente, debido a la estandarización. Sólo es necesario que el fabricante del procesador realice su compilador y/o suministre información. Si tenemos en cuenta que la distribución de Linux Debian soporta unas 15 arquitecturas distintas, (en poco tiempo estará disponible también para una cara consola que se ha lanzado hace poco) podemos darnos cuenta de cual es la realidad. GNU/Linux está estandarizado y es portable. Podemos tener cualquier procesador con Linux funcionando. Un ejemplo rápido es que podemos tener en un PC y en un Mac la Ubuntu 6.10 con los mismos programas exactamente. En esa realidad alternativa podríamos comprar un programa que en el mismo disco tuviera los instaladores y algunas bibliotecas para cada procesador o fueran descargables por internet, (o un programa único en algunos casos) siendo los datos comunes a todos. Los fabricantes de dispositivos darían soporte completo a todas las arquitecturas, dado que existiría un estándar abierto a todos. Tendríamos linux, bsd, darwin y otros muchos posibles sistemas operativos, abiertos o no, compatibles entre si. Por todo ello, no importaría que equipo tuviéramos, todo funcionaría siempre. Hay que fijarse aquí que esto no incluye únicamente a los ordenadores personales, incluye a cualquier tipo de dispositivo electrónico como asistentes personales (pda), teléfonos móviles avanzados, y cualquier cosa imaginable susceptible de incluir algún tipo de sistema operativo, por básico que sea.

Esperemos que podamos tener un futuro como hubiera tocado que fuera nuestro presente si no hubiera existido Microsoft, aunque hay empresas que no volverán. Sólo con que dicha empresa cumpliera los estándares, ya habría un gran cambio, pero todos sabemos que nunca lo hará porque nunca lo ha hecho, y por eso y sus demás tácticas, está donde está. Tanto se ha pasado de la raya que se ha creado demasiados enemigos, y éstos darán alas a GNU/Linux. En fin, algún día tendrá que arreglarse el grave bug número 1 (enlace a nueva ventana) que tiene marcado Ubuntu.

1 comentario:

davidrogerman dijo...

Perfectamente de acuerdo contigo, soy uno más con el mismo sueño que tú. Así como sueño que el mismo principio se extienda con el Copyleft y el open hardware.

PD: a pesar que me da peresa postear en Blogger lo hago para expresar mi acuerdo con el mismo ideal (por lo del captcha y el tener que recordar mi usuario de google).